Seres mitológicos bajo el mar… Sirenas ¿mito o realidad?


Mitos, leyendas, cuentos, incluso películas de dibujos animados nos han acercado a muchos seres que son mitad hombre, mitad animal. El centauro es uno de ellos, pero el que más nos llama la atención es la Sirena.

Un ser mitológico que ha acompañado al hombre desde la antigüedad, hoy cobra un protagonismo especial gracias a un documental por cual se “certifica” su existencia. Pero ¿este tipo de humanoide existe? ¿Qué pruebas tenemos? Y todavía más ¿por qué no se dejan ver? Sigue leyendo para dar un poco de luz a estas preguntas, pero mantén la mente bien abierta.El sábado 1 de junio de este año la cadena Discovery Max estrenaba el documental Sirenas ¿Mito o Realidad? Se exponían una serie de teorías y “supuestas pruebas” que corroborarían la existencia de estos series, que dejarían de ser mitológicos para convertirse en reales. Antes de adentrarnos en el documental acerquémonos un poco a ese ser.

Una de las primeras evidencias la tenemos en Egipto, donde hay unas pinturas rupestres donde aparecen las sirenas junto con otros animales acuáticos. Mientras en tierra, se ven figuras esquemáticas representando al hombre al hombre, mientras luchan con ese extraños seres mitad humano, mitad pez. La foto de arriba es un fragmento de esas pinturas, pero las vemos nadando con una ballena.

La sirena originaria de la mitología griega. Las narraciones que hacen referencia a ellas están muy extendidas por la literatura occidental. Su representación ha variado a lo largo del tiempo, aunque siempre se nos ha mostrado con un bellísimo rostro y largos cabellos. Homero es el primero que nos habla de ellas en la Odisea. Pero era un ser que se vinculaba al mundo de los muertos. Además se representaba mitad pájaro mitad mujer. Será en la época Preclásica cuando empiezan a asimilar su forma de ser relacionado con el agua. Pero la mitología griega no es la única que hace referencia a las sirenas.

Otras civilizaciones ya hablaban de ellas, como lo asirios. El folclore de las Islas Británicas también las recogen como seres vinculados a la muerte. En Irlanda se conocen con el nombre de Merrows y además son muy ricos debido a los botines que obtienen de los anufragios. En Escocia se conocen con el nombre de Ceasg, su parte inferior es la de un salmón. China también se recoge en algunos cuentas la figura de la sirena, cuyas lágrimas eran perlas.

En la antigüedad su belleza no estaba en el físico, lo más probable es que estuviera en la voz, ya que su canto era irresistible y llevaba a los marineros a la perdición. Cuando los barcos se acercaban a un lugar donde había sirenas, por lo general zona de acantilados, ellas cantaban hipnotizando a los marineros para posteriormente devorarlos.

Después de este recorrido histórico, nos toca centrarnos en el documental. Mantiene que el ejército de EEUU sabe de sus existencia desde hace tiempo. ¿Estamos ante otra teoría conspirativa? Sí.

El contexto que en el que nos pone en situación es el siguiente: En 2004 se produce un varamiento en el estado de Washington y a lo largo del planeta. La playa, a la que fue un equipo de la NOAA, parecía un cementerio de mamíferos marinos. Todas las ballenas sangraban por los oídos. La prueba final, la grabación de una baliza donde escucharon a los animales, el momento en el que se excusa el sonar militar, aunque no esperaban escuchar a otro animal desconocido. Además, hay un supuesto militar que habla de forma anónima y corrobora la historia.

A partir de ahí comienza la historia, la existencia de las sirenas. Las ballenas arrastraban con ellas otros cuerpos desconocidos, pero también objetos que son conocidos por los pescadores porque, desde el s. XIX e incluso antes, se habla de que muchos animales capturados por los pescadores de diferentes lugares del mundo tenían clavados objetos punzantes.

Pero lo más llamativo es la utilización de la teoría del Simio Acuático. Una teoría que ya no es sostenida ni por la biología, ni la antropología, sólo lo utiliza la ciencia ficción, la literatura…etc. Según esta teoría algunos ancestros del hombre como de otros homínidos vivieron en un ambiente semiacuático en la costa africana. Situación que influyó en su evolución.

El documental va más allá: dice que el hombre se diferencia del resto de los animales por razones obvias tales como que podemos aguantar sin respirar debajo del aguael récord es 20min; tenemos la columna vertebral más flexible que cualquier otro animal y las membranas parciales entre los dedos, algo que muestra un pasado acuático; los bebés humanos si los dejamos en el agua nadan instintivamente; nuestro sudor y lágrimas son salinos, etc. Según parece parte de nuestra evolución estuvo en el mar.

Más cosas influirían: la actividad sísmica como la volcánica, según parece, también tuvieron su aportación, porque pudieron dejar algunos grupos separados en islas, lo que provocarías que estos ancestros se tuvieron que adaptar a esa situación. Situación que los llevaría a pasar más tiempo debajo del mar.

El equipo de la NOAA tendría pruebas materiales en Sudáfrica, en los restos del estómago de un gran tiburón blanco, pero además el animal mostraba una serie de hendiduras que no eran causadas por los pescadores. En una de ellas había el aguijón de una raya venenosa, animal que no está en el menú de un gran tiburón blanco. Por lo que nos explica el documental, estas supuestas sirenas construirían objetos.

Pero la investigación, las pruebas, etc todo fue confiscado por la policía. ¿Por qué? ¿A las autoridades no les interesaba que saliera a luz? La respuesta es sí, porque en el documental se afirma sutilmente.

El extraño cuerpo encontrado en el tiburón tenía cola, muy parecida a la de los manatíes. Tras radiografiarla, la cola tenía huesos, cosa que la de los manatíes no. El cráneo estaba dañado, pero se conservaba intacto el hueso frontal que mostraba un espiráculo. La pelvis era como la de un humano. El bazo era enorme, una características de los animales marinos y donde acumulan oxígenos para realizar inmersiones a aguas profundas. Pero lo más revelador se obtuvo con la reconstrucción de la aleta, los huesos mostraban que la criatura tuvo…¿manos?

Si echamos la vista atrás, unos cuantos millones de años, según el documental esta criatura a la que se le conoce con el nombre de sirena, habría convivido con el depredador marino más grande, el megalodón, pariente del tiburón. Pero estas criaturas trabajarían mano a mano con el delfín, animal con el que se podrían comunicar.

Las fotos que hemos puesto hasta ahora, podemos observar su aspecto. Ojos grandes, característica de seres adaptados en la oscuridad, tiene una cresta en el cráneo que es común en algunos de nuestros primeros ancestros.

 

Todo ello se completa con esa hendidura en el cráneo, que se utilizaría para la ecolocalización. Por lo tanto, si es cierto que es uno de nuestros ancestros, una prueba de ADN los mostraría, pero cuando el equipo de la NOAA recibió los resultados, las autoridades sudafricanas las invalidaron por contaminación, ya que no se planteaba la posibilidad de que pudiera compartir genes con el hombre.

La historia termina con la grabación de niños que fueron a ver el varamiento de las ballenas. En la grabación se ve como se acercan a un cuerpo extraño, se acercan, lo acarician con un palo, mueve los dedos hasta que de repente se levanta asustando a los muchachos.

¿Verdad o mentira? ¿Es un montaje para tener entretenida a la gente? Cuando Animal Channel de Discovery Channel lo emitió fue todo un éxito, fue el programa con más éxito en Twitter. Podemos o no creer, pero lo que está claro es que este documental no ha pasado inadvertido, ya que la NOAA a los pocos días de la emisión, publicó un comunicado donde no desmiente la existencia de estos seres de forma rotunda: “¿Por qué, entonces, ocupa el inconsciente colectivo de casi todos los pueblos marineros? Ésa es una pregunta que es mejor dejar a los historiadores, filósofos y antropólogos”. Lo que está claro es que si existieron, cautivaron a todas las culturas.

En lo próximos días publicaremos otra noticia mostrando las diferenias entre el documental que se ha emitica en EEUU y Latinoaméricana.

Comenta y reacciona más abajo, ¡queremos saber qué te ha parecido!