¿Peligra la ficción de TVE?


TVE siempre se ha caracterizado por  apostar por la ficción española. Muchas de las series que recordamos con más cariño han sido emitidas en TVE.

Las series de TVE, en peligro

Pero en estos momentos las series de ficción de TVE no viven sus mejores momentos.Águila Roja‘ finaliza con su 9ª temporada, ‘El caso’ ha sido cancelada por TVE, ‘El Ministerio del tiempo’ no tiene asegurada su continuidad, y ‘Cuéntame’ puede acabar cambiando de cadena y desembarcar en antena 3.

Las series que hemos podido disfrutar a en TVE, como ‘Anillos de oro’ o ‘Brigada central’, han roto esquemas y han innovado la ficción en su momento y nos hemos sentido reflejados con sus tramas y contenidos adelantados a su época.

Nos han marcado nuestra infancia como ‘Verano azul’, han servido para promover los clásicos de nuestra literatura, cumpliendo así con la función de servicio público de TVE: ‘Los gozos y las sombras’, ‘La Regenta’, ‘La barraca’. Otras nos han tenido en vilo tratando sucesos actuales como ‘Desaparecida’.

¿Cómo es posible que ahora las mejores series de TVE estén en la cuerda floja?

¿Qué ha pasado para que no esté cuidando lo suficiente una de las grandes joyas de TVE? Uno de los primeros problemas a los que tiene que enfrentarse la ficción propia de TVE es a la competencia de las cadenas privadas.

Desde que TVE dejó de emitir publicidad, sus series y programas han visto mermados sus datos de audiencia y por tanto cuesta más sacar adelante los proyectos. Pero no por ello los datos de audiencia, medidos con los consabidos “audímetros”, deben determinar la cancelación o renovación de una serie en TVE.

TVE debe guiarse por otros parámetros y no por las audiencias

Al no emitir publicidad TVE debería guiarse por otros parámetros como calidad, servicio público, repercusión social, críticas que hayan recibido las series. Y a su vez, debería tener en cuenta otros datos de audiencia más actuales, como la audiencia social en twitter, que es una estupenda forma de comprobar la aceptación de una serie y de las reacciones de la gente que la está viendo en ese momento, la audiencia en otras plataformas en las que se esté emitiendo la serie en cuestión como pueden ser Netflix o Telefónica, y sobre todo, debería tener en cuenta la audiencia online.

Vivimos en una época en la que muchos de nosotros no podemos ver los programas que nos interesen en directo, ya sea por motivos de trabajo, porque éstos acaban muy tarde o porque en ese momento estamos viendo otra cosa, por eso muchos espectadores recurren al visionado online para ponerse al día con su ficción o programa preferido. Y esos datos no son tenidos en cuenta en la medición tradicional de los audímetros.  La sociedad está cambiando continuamente y con ella deberían cambiar y actualizarse las formas de comprobar el éxito o el fracaso de los programas y series.

Serie de La 1 de TVE El Caso. Foto: © PIPO FERNÁNDEZ

¿Qué está pasando en TVE?

Además, hoy en día da la sensación de que TVE va dando bandazos y no sabe muy bien hacia dónde dirigirse, ni qué rumbo tomar. Y en ese sentido, la ficción de la cadena está siendo la gran perjudicada. ¿No existe una planificación en torno a ella? ¿No existe un plazo fijo para anunciar o cancelar las ficciones y evitar que estén meses y meses los espectadores, productores y actores de saber si pueden seguir adelante con un proyecto, que a buen seguro que les habrá costado sudor y lágrimas sacar adelante?

Sería necesario que a la hora de abordar una serie TVE las concibiese con un principio y final, y que no se repitan casos como ‘El caso’, una serie que nos ayudaba a todos a conocer los episodios menos conocidos de nuestra sociedad. Esta serie finalizó la temporada con un final que dejaba las puertas abiertas de una segunda temporada, que por desgracia no llegará.

Ni los espectadores, ni quienes apostaron por ella merecían un final abierto, merecían haber tenido una segunda y última temporada final resolviendo todas las incógnitas. Y además, es muy llamativo que cuando cancelen la producción lo hagan manifestando que lo hacen por apostar por nuevos contenidos pata la cadena. ¿No sería más fácil conceder una nueva temporada y dejar un buen sabor con un final cerrado?

Lo que debería hacer y lo que no puede permitirse TVE

Y por eso sería recomendable que TVE, al igual que hacen otras cadenas europeas y americanas, renueve sus series por una o dos temporadas antes de la emisión del  final de temporada. Así, se evitarían los tiempos de incertidumbre, la posibilidad de que algún actor, o gente de producción tenga que abandonar el proyecto por la tardanza en la renovación. Se evitarían las prisas en el desarrollo y producción de la serie al gozar de continuidad. El último ejemplo de esta forma de hacer ficción es el de Poldark en BBC One, que ha sido renovada por una tercera temporada antes de emitir la segunda.

TVE no puede permitirse perder su gran buque insignia: su maravillosa y variada ficción.  ¿Cómo es posible que la continuidad de ‘El ministerio del tiempo’, una serie que cumple con la misión de servicio público al promover nuestra historia, corra peligro y no tenga garantizada una tercera temporada con el riesgo de que pueda perder parte de su elenco en caso de renovación? ¿Cómo es posible que ‘Cuéntame’, que ha sido uno de los buques insignia de TVE, pueda marcharse a Antena 3, como ya pasó con ‘Amar en tiempos revueltos’? ¿Cómo es posible que una serie como ‘Los misterios de Laura’ tan nuestra, tan divertida, tan cercana fuera cancelada y TVE adquiriera los derechos de la versión americana con la que no nos sentimos identificados?

Es el momento de que TVE apueste definitivamente por su ficción, que la proteja y cuide y que la vuelva a convertir en su seña de identidad. Es el momento de que TVE sea valiente y deje de hacer caso a los datos facilitados por los audímetros y premie la calidad, la originalidad de sus productos, y que les garantice la continuidad, dándoles el tiempo necesario para sacarlos adelante.