Manuel Ríos San Martín: “La 2ªT de ‘Sin Identidad’ va a ser diferente, con una María muy distinta”


Manuel Ríos San Martín (‘Médico de Familia’, ‘Compañeros’, ‘Historias Robadas’, ‘Rescatando a Sara‘) como coordinador de guión y su equipo, formado por los guionistas Mónica Martín-Grande, Ramón Tarrés y él mismo, junto a la analista Victoria Dal Vera, se han hecho cargo de la serie ‘Sin Identidad’ desde el capítulo 6, emitido el pasado martes 17 de junio en Antena 3.

Manuel nos cuenta en esta extensa entrevista qué ha pasado para que él se haga cargo de los guiones de la serie, y también lo que nos espera en el final de la primera temporada y cómo se plantea la segunda.

Llegas a ‘Sin Identidad’ para hacerte cargo de los guiones de la serie junto a tu equipo desde el capítulo 6 (que se emitió el pasado martes), a pesar de que la serie está creada por Sergi Belbel. ¿Cómo sucedió toda esta historia y cómo te llegó la propuesta de hacerte cargo de los guiones? ¿Aceptaste desde el primer momento?

Un día estaba trabajando en casa con mi equipo de guion habitual preparando el concepto de una nueva serie y me llamaron de Diagonal. Sabían que acababa de dejar BocaBoca después de bastantes años y querían saber si estaría dispuesto a hacerme cargo de Sin identidad. Quedamos a comer al día siguiente y me contaron las circunstancias. Todo fue muy rápido. Lo primero que hice fue llamar al creador, a Sergi Belbel, que me confirmó que había llegado a un acuerdo para dejar la serie con su equipo.

Al principio me surgieron algunas dudas, pero creo que en momentos así hay que dar un paso adelante. La productora tenía que parar la grabación hasta que hubiese nuevos guiones y necesitaba soluciones. Vimos el premontaje del 1 y me pareció que la serie era muy interesante y que tenía muchas posibilidades. Consulté con mi equipo y decidimos hacernos cargo.

¿Pero qué ha sucedido para que no siga él al frente de los guiones, dejando la serie y provocando este cambio?

Como te digo, llamé a Sergi y él me confirmó que se iban. Sergi empezaba a ensayar una obra de teatro y era complicado compatibilizar ambos trabajos. Yo creo que al final había tenido una visión diferente de la de la cadena y todo ello pesó en la decisión.

¿Crees que es algo perjudicial, o que al menos complica tu labor, llegar a una serie y hacerte cargo de los guiones sin ser tú el creador y estando escritos ya seis episodios?

Para mí ha sido una experiencia nueva. Desde que participé en los primeros capítulos de Médico de familia nunca había trabajado en una serie en la que no estuviese en la creación. La propuesta me resultó un reto. Este proyecto es muy diferente a todo lo que he hecho antes desde muchos puntos de vista; todo se rueda en localizaciones naturales, por ejemplo. Teníamos mucha libertad en el desarrollo de la historia y a la vez había que respetar algunos condicionantes muy particulares. Podíamos escribir los 4 episodios con libertad, pero había que llegar a un punto concreto de final y respetar algunos pasos intermedios. Era como un ejercicio de creatividad. Un regalo.

Al principio sí fue muy complicado porque los personajes eran complejos y había muchos secretos. Recuerdo que nos llamábamos entre los guionistas y nos preguntábamos “¿quién sabe qué?”. Terminábamos por acudir al director de la serie, Joan Noguera, que nos iba aclarando nuestras dudas. Ahora estamos disfrutándolo mucho.

“Nos gusta que los capítulos tengan una trama principal muy clara”

¿Qué crees que has aportado tú junto a tu equipo a la serie que no tuviera antes? ¿Y qué crees que vais a aportar de aquí en adelante?

A nosotros nos gusta trabajar mucho la estructura de los capítulos; que tengan una trama principal muy clara; que recuerdes el episodio por un titular: este es el de los documentos, o el de Salím, o el del entierro. Que una trama vertebre el episodio. Puede haber tramas secundarias, pero que respeten esa historia principal.

Hemos intentado trabajar bastante los finales de los episodios para que acaben en alto, ya que la serie tiene mucha continuidad. Hemos buscado algunos momentos de intimidad, donde los personajes puedan explicar sus sentimientos. La semana pasada vimos a María hablando con Juan en la cama sobre su familia o a Eloy Azorín hablando también de su relación con el hermano. Esto ayuda a querer a los personajes, aunque hay que tener cuidado de que no detengan el ritmo del episodio.

“Creo que ahora la estructura está más clara”

Tras el primer capítulo, que fue un gran éxito de audiencias, muchos espectadores criticaron a la serie por su forma de contar la historia a través de presente, pasado, flashbacks, que pudo resultar algo confuso, ¿se tomaron medidas de cara a los siguientes para intentar solventarlo, o se está emitiendo todo tal como estaba pensado en un principio?

Desde luego, el concepto creado por Sergi es brillante y funcionó desde el primer día. Tal vez en algunos momentos se mezclaron demasiado los tiempos. Sobre todo en el capítulo 3, creo recordar; había año 73, 2001, 2005 en China y actualidad. En lo que queda de temporada, la línea principal será la del 2001 y habrá apuntes de la trama de venganza del 2013. Yo creo que ahora la estructura está más clara.

“La gente quiere venganza, así que la temporada 2 tiene que estar centrada en la venganza”

La serie ha renovado por una segunda temporada, pero al parecer desde la cadena se piden cambios y mejoras para pulirla, ¿cuáles son exactamente estas mejoras en las que se está trabajando, tanto para el final de la primera temporada como de cara a la segunda, y cómo se están corrigiendo?

La gente quiere venganza. Y, aunque ya se apuntan cosas en estos 9 episodios, la temporada 2 tiene que estar centrada en la venganza. En ese sentido va a ser una temporada diferente, con una María muy distinta y con personajes a los que les han sucedido muchas cosas en estos años. En más de una década puede pasar casi cualquier cosa, y creo que podremos jugar mucho con eso.

Antes de ver la segunda temporada, tenemos que ver el final de la primera, ¿qué puedes avanzarnos de los próximos capítulos? ¿Nos sorprenderán?

Os aseguro que sí. El capítulo de hoy martes es intensísimo, tal vez el más intenso de los que hemos escrito. La historia dará un vuelco espectacular y nos llevará hacia el final de temporada. El personaje de Tito Valverde cogerá las riendas de lo que sucede y tomará decisiones trascendentales.

A partir de aquí la serie es un tobogán de emociones donde los actores están increíbles. El duelo interpretativo entre Verónica Sánchez y Megan Montaner me ha maravillado. Y, por supuesto, el resto de personajes, con otro gran enfrentamiento entre Victoria Abril y en propio Tito.

“Sabremos por qué María acabó en la cárcel de China”

¿Y qué nuevas tramas veremos en la segunda temporada, cómo vais a plantearla? ¿Sabes ya el número de capítulos que tendrá?

Estamos empezando ahora a trabajar en ella. Lo lógico es que fuese una temporada normal, con 13-15 capítulos más o menos, pero eso lo decidirá la cadena. En gran medida hay que plantear una serie nueva. Como comentaba antes, en más de 10 años las vidas cambian mucho y tenemos que diseñar un nuevo escenario para la vuelta de María de China y su posible venganza.

Hay cosas que ya estáis viendo, como que Francisco, el padre de María, tenga una nueva hija a la que también ha llamado María, o que Enrique esté metido en política (y en tráfico de influencias).

Ah, y sabremos por qué María acabó en la cárcel de China. ¡¡El gran secreto!!

¿Se mantendrá en la segunda temporada esta estructura de mezclar presente y pasado, o cambiará totalmente al presente?

A día de hoy, el planteamiento de la segunda temporada se centra en la venganza. Todos creemos que es lo que quiere la gente. Lo fácil sería una venganza rápida, algo así como pegar un tiro y ya. Pero yo creo que lo que le pide el cuerpo a María es que sufran lentamente, como ha sufrido ella en la cárcel China. Y no le va a resultar tan fácil, Enrique es muy inteligente y muy canalla. Y no todo le va a salir a María como ella planea…

¿Se seguirá rodando totalmente en exteriores y escenarios naturales en la segunda temporada, o se ha planteado la idea de rodar en platós?

Esa decisión corresponde a la cadena y a la productora. Lo lógico sería que la serie siguiese manteniendo un alto número de exteriores, aunque por historia no vendría mal construir algún decorado muy a la medida de alguna trama. Pero los exteriores seguro que seguirán siendo el signo de identidad de la serie.

¿Qué elementos de la serie, personajes y tramas son los que vais a potenciar de cara a la segunda temporada?

El centro será María y su venganza. Aunque no podemos descuidar al resto de la familia, a Luisa y Francisco. Y especialmente a Amparo, a Bruno y a Enrique. Y la historia de amor, por supuesto, que se va a complicar bastante.

“Seguro que hay al menos un par de personajes nuevos en la segunda temporada”

¿Veremos nuevos personajes en la segunda temporada? ¿Qué aportarán a la venganza de María? ¿Habrá algunos que sí están en la primera que no seguirán?

Todavía es muy pronto para decirlo, pero seguro que hay al menos un par de personajes nuevos. Siempre viene bien alguna cara nueva que dinamice lo que sucede.

Siempre se ha hablado que esta serie está pensada para dos temporadas, pero… ¿habría posibilidad de extenderla más si va bien, o la segunda será la última definitivamente?

Lo lógico serían dos. Yo creo que el que tenga principio y fin la hace más atractiva. Y más vendible internacionalmente.

Victoria Abril (Fernanda) y Verónica Sánchez (Amparo) brillan con luz propia en la serie, ya que aunque todo el elenco lo hace muy bien, ellas dos destacan por esos registros tan diferentes que tienen, ¿cómo es trabajar con ellas? ¿Es más complicado escribir estos personajes que los demás?

Los guionistas estamos encantados con el reparto. La vuelta de Victoria a la tv española es una gran noticia y el redescubrimiento de Verónica Sánchez es espectacular. Yo había visto muchas veces a Verónica y ya me gustaba, pero lo que hace aquí es impresionante. Y ya veréis lo que queda. En los tres capítulos que faltan está genial, llena de matices.

El personaje sufrirá grandes contradicciones y es increíble lo bien que lo interpreta. Las secuencias tanto con Megan como con Tito, Victoria o Miguel Ángel Muñoz son fantásticas. Creo que tiene un gran personaje y que ella lo ha hecho crecer muchísimo. Es uno de esos casos donde guion e intérprete van de la mano y se suman, sacando aspectos nuevos del personaje que a la vez reutilizamos en los siguientes episodios. Por supuesto, sin unos buenos directores, esto no sería posible.

Megan Montaner sabe llevar con maestría el protagonismo de la serie, ¿cómo es trabajar con ella? ¿Estáis contentos con su resultado?

La verdad es que gran parte del peso de la serie recae en Megan. Si ella no hubiese funcionado, la serie se habría caído. Todavía no se ha visto en abierto Víctor Ros, donde también tiene un papel importante, así que para el espectador este es su primer gran papel en prime time como protagonista y está a la altura del reto. Es complicado explicar porque a algunos actores y actrices les quiere la cámara. Por qué la luz les refleja así en la piel y en los ojos, porqué les resalta la mirada de esa manera. Megan tiene ese ángel.

Si sigue trabajando así, será una de las actrices jóvenes de los próximos años, sin duda. Aquí tiene un desafío complicadísimo, le va a pasar de todo y ya veréis que el resultado es absolutamente creíble. Tiene secuencias estupendas con sus padres, con Victoria Abril, con Daniel Grao y Eloy Azorín, y alguna con Tito Valverde que hiela la sangra. Por descontado el duelo con Verónica Sánchez y alguna sorpresa con un personaje que va a cobrar importancia en el final de temporada.

¿Qué es lo más complicado de escribir una historia tan compleja como ‘Sin Identidad’? ¿Qué es lo que se tiene en cuenta para mantener a los espectadores enganchados, se llega en algunos momentos a “reducir” la complejidad de la trama para que sea más fácil de seguir?

A mí me recuerda un poco a Motivos personales, esa mezcla de intriga y complejidad de las tramas pero manteniendo una lógica narrativa. Eso es un desafío, provocar que el espectador participe en las pesquisas de María, a veces adelantándose y otras sorprendiéndose. Es muy curioso seguir la serie en Twitter.

Yo me preparo mucho los capítulos y tuiteo durante la emisión. Es una experiencia agotadora pero que quería probar. Es una manera distinta a ver la tele. Podéis seguirme en @fantasma. Durante la emisión comento curiosidades del episodio. Poco a poco, se va creando una comunidad de fans que es muy interesante.

Fuiste guionista de la miniserie ‘Historias Robadas’ de Antena 3, ¿te han venido bien tus conocimientos sobre el robo de bebés, o te has tenido que documentar más para la serie, ya sea para esta u otras tramas?

Investigamos mucho para la miniserie, había que ser muy fiel a la verdad. Aquí podemos inventar más, es una serie diferente, más de género. En ambas contamos con el asesoramiento del abogado Enrique Vila, que escribió el libro Historias Robadas.