‘Embarazos extraños’: Cuando el milagro de la vida es aún más milagro

Si para cualquier mujer sana, estable y mentalizada para esta aventura biológica del embarazo suele experimentar una montaña rusa de cambios físicos y emocionales, imagínense cómo deben ser estos nueve meses para mujeres atrapadas en situaciones extremas y obligadas a hacer frente a obstáculos como la discapacidad, unas delicadas condiciones de salud o, sencillamente, un estilo de vida poco común. Gracias a‘Embarazos extraños’, que DKISS estrena el viernes 23 de septiembre a partir de las 21,30 horas, podremos acercarnos a estos particulares casos en los que sus protagonistas se han encargado de registrar personalmente tanto las alegrías como las tensiones que constituyen el día a día de un embarazo difícil, desde la concepción hasta el nacimiento y los primeros días de vida del bebé.

Con honestidad y crudeza, ‘Embarazos extraños’ muestra las increíbles historias de estas mujeres dispuestas a pagar un precio realmente alto con tal de tener un hijo. Así, entre otros muchos, conoceremos el caso de Alyse, que padece una enfermedad autoinmune que le produce una alergia severa a los embarazos; el de Katja, una adicta al deporte que se siente obligada a seguir practicando severas tablas de ejercicios durante el embarazo; el de Cayesha, que se ha quedado embarazada mientras cumple condena en la cárcel; el de Deborah, que recibió una banda gástrica para adelgazar y ahora siente el hambre de sus trillizos; el de Elizabeth, con acondroplasia, articulaciones dislocadas y sólo un 40 por ciento de audición, que ha tenido que recurrir a una madre de alquiler; el de Hannah, que tiene un útero dañado y una pierna protésica; el de Katrina, que es sorda; el de Lauren, que tiene una prótesis en un brazo y una pierna o el de Shilo , que sufre narcolepsia, entre otros.

Además, de las imágenes proporcionadas por las propias protagonistas, que contarán con una cámara personal para registrar sus progresos, el programa mostrará el trabajo de los médicos en cada uno de estos embarazos, tanto de expertos en obstetricia y ginecología como de los sanitarios encargados de sus cuidados emocionales.