“Dreamland” se presentará en el FesTVal de Vitoria 2013


Cuatro presentará “Dreamland”, una de las novedades más originales de la temporada, donde ficción y realidad caminan de la mano, el próximo 3 de septiembre en el FesTVal de Vitoria. 

Estrellas nacionales e internacionales colaboraron en la formación de un elenco de jóvenes artistas capitaneado por Christian Sánchez (Moisés) y María Hinojosa (Rosa) que llegan dispuestos a revolucionar la manera de entender y sentir la música y el baile en televisión.

Bienvenidos a donde los sueños se hacen realidad

Bienvenidos a “Dreamland”, la primera serie donde la música no es adorno ni excusa, sino el motor que mueve la vida de sus personajes. Bienvenidos a una serie donde la canción y el baile son lenguajes para soñar, reír, enamorarse de la vida o escapar de ella. Bienvenidos a una serie donde la banda sonora también forma parte del guión.

Bienvenidos a una serie donde todos sus intérpretes actúan, cantan y bailan con ejemplar maestría y dominio absoluto de la materia. Bienvenidos a una serie en la que son los actores quienes crean las canciones de la ficción poniendo letra y música a sus propias emociones. Bienvenidos a una serie donde la pantalla refleja unas vidas  muy cercanas a la realidad conectadas por el baile y la canción.

“Dreamland” llegará a Mediaset dispuesta a revolucionar la manera de entender no sólo las series de corte musical sino la manera de entender ficción. Porque toma como referentes a los clásicos del género, tanto del cine como de la televisión…, pero para romper con ellos.

“Dreamland” nace con el marchamo de una ‘historia verdadera’, la historia que cualquier ser humano que lucha por cumplir sus sueños podría contar. Una historia donde los guiones se escriben día a día pero sin todas las líneas de diálogo, ya que la espontaneidad de los intérpretes y la fuerza para expresarse parte de su propia vida y completan esos textos. Y es que, lo que se ve en pantalla va íntimamente ligado a la historia real de los actores principales de la serie.

Christian Sánchez (Moisés), Maria Hinojosa (Rosa), Javier Taboada (Hugo), Marta Larrañaga (Belén) Lilian Hergueta (Ángela), Lis Ureña (Lis), Gerard Martí (Jacobo), Bastian Iglesias (Alan) y Lula Fernández (Ana) interpretan historias muy cercanas a sus propias vidas y tienen aspiraciones parecidas a las que albergan sus personajes. No son actores a los que se les ha pedido cantar y bailar. Son cantantes y bailarines que actúan haciendo lo que mejor saben hacer. Unos cantan, otros tocan varios instrumentos, componen… “Dreamland” es una mezcla nunca antes vista de realidad y ficción. La música, compuesta e interpretada por el equipo actoral, ha sido concebida como el lenguaje con el que los protagonistas expresan los sentimientos y emociones que genera su propia evolución en la historia.

Así comenzó este sueño

El sueño emprendido por Frank Ariza, creador y productor de este innovador proyecto, comenzó mucho tiempo atrás. Y comenzó, como pasa con algunos sueños, mezclándose con la realidad. El elenco protagonista seleccionado se enfrentó, antes siquiera de escuchar el grito de ‘¡Acción!’, a una experiencia prácticamente similar a la que viven sus personajes en la serie: sometiéndose a un exhaustivo programa de formación con clases magistrales impartidas por grandes profesionales del mundo del espectáculo.

Anastacia, Michael Bolton, Pablo Alborán, Jonas Brothers, Emilio Estefan, Tiziano Ferro y una larga lista de personalidades del teatro, el baile y la canción han colaborado con la formación de los intérpretes de ‘Dreamland’, para pulir sus cualidades artísticas.

Para empaparse del sueño de ‘Dreamland’ hasta el punto de componer la música e incluir parte de sus propias vidas en cada uno de los personajes, los chicos y chicas de esta nueva ficción han convivido durante casi dos años viajando por todo el mundo: en Bali, estudiando la percusión; en Los Ángeles, invitados a los American Music Awards; en Miami, en Roma, en París…

Durante los meses de formación, en los viajes, en los ensayos, en las clases y en las pruebas los candidatos fueron dibujando, de manera natural, y casi sin darse cuenta, el perfil y el carácter de lo que más tarde serían sus personajes. Parte del trabajo de guión quedó resuelto sin necesidad de inventarles aristas ni matices, sin tener que explicarles sus personalidades. La realidad, sus realidades, fueron la principal fuente de inspiración.

El punto de partida

La escuela de baile y música Dreamland está a punto de cerrar las listas con los alumnos admitidos para el nuevo curso. Las esperanzas y los sueños de los cientos de aspirantes que se presentaron a las pruebas de acceso a una de las más prestigiosas academias de España están a punto de hacerse realidad o de estallar en mil pedazos. Horas y horas de ensayos, esfuerzos, luchas personales y sacrificios profesionales que pueden terminar en fracaso.

Es el caso de Rosa (Maria Hinojosa), una joven con grandes aptitudes para el baile y la canción pero desconfiada hasta el extremo y sometida por un pasado y una profesión de los que no puede huir. O el de Moisés (Christian Sánchez), un auténtico superviviente con una problemática familia a cuestas que ve en Dreamland el último tren al que subirse con destino al éxito. Sus vidas se entrecruzarán no sólo en la escuela, sino también en la red de mentiras que irán tejiendo para cubrir sus identidades y de la que surgirá una intensa relación al compás de la música y el baile.

Pero las mentiras y las excusas tienen las horas contadas en una escuela donde todo se sabe y donde la lucha de egos puede resultar cruel y despiadada si se trata de conseguir una oportunidad. Sobre todo si Belén (Marta Larrañaga) anda cerca y dispuesta a sacar la verdad sobre Rosa a la primera oportunidad que se presente. Ángela (Lilian Hergueta), rotunda en físico y en actitud, soñadora empedernida y dispuesta a todo por conseguir lo que quiere y a quien quiera; Hugo (Javier Taboada), un niño pijo encaprichado con triunfar en la música y acostumbrado a que su ‘look’ canalla le haga el trabajo sucio; Lis (Lis Ureña) y Jacobo (Gerard Martí), talentosos, pícaros y muy divertidos; y la convencional aunque ligeramente desubicada pareja que forman Ana (Lula Fernández) y Alan (Bastian Iglesias), completan el elenco de intérpretes principales sobre los cuales pivotarán las tramas principales de “Dreamland”.