13 reasons why, una serie dura y real como la vida misma


Thirteen reasons why se ha convertido en muy poco tiempo en una de las series de moda, una serie de la que todo el mundo habla y que todo el mundo recomienda. Pero ¿a qué es debido el éxito de esta serie?

En primer lugar destaca el tema que trata: el acoso físico y moral que se produce en muchos institutos hoy en día. Esta serie además refleja las tres partes implicadas en el acoso: la víctima, los acosadores y aquellos que son conscientes de lo que está pasando pero no actúan. Todos ellos con sus diferentes acciones van a llevar al terrible desenlace que conocemos en el principio de la serie: el suicidio de Hannah.

A pesar de lo que puede parecer, esta serie no defiende la terrible reacción de Hannah, sino que denuncia todo aquello que la ha llevado a decidir poner punto final a su vida. Y también es un canto a la vida: al reflejar lo terriblemente mal que se quedan aquellos que han perdido a su serie querido. Esto últimno se refleja en la desolación de los padres de Hannah, quienes intenta encontrar una razón para la terrible decisión de su hija, o en el propio Clay, quien se culpa de no haber sabido ayudarla, de no haberla ayudado o escuahdo en el momento que más lo necesitaba.

Otra razón que expl,ica su éxito es que es dura y difícil de digerir en algunos momentos, como ocurre en los dos capítulos finales:al mostrar el dolor, la soledad de Hannah cuando llega su final o el momento desgarrador en que la madre de Hannah se encuentra a su hija muerta. Pero sobre todo habría que destacar la crudeza y realidad con la que se refleja un hecho tan desgarrador como una violación: tyanto la vergüenza que sienten las víctimas tras ocurrirles, el ser incapaces de contar qué les ha pasado. Y es imposible olvidar la actitud que toman algunas personas, en este caso en un instituto, llegando a culpabilizar a la víctima de lo que ha pasado con ese: ¿Dijiste? ¿Pediste que parara?. cuando ellas, y sólo ellas son las auténticas víctimas.

Pero no sólo se trata de tapar un hecho tan devastador como una violación, también en algunos centros, como bien se refleja en varios capítulos de 13 reasons why, los propios responsables del centro: directores, profesores o el propio consejero escolar, tratan de evitar por todos los medios que la realidad salga a la luz para evitar un escándalo y para evitar que su colegio pierda reputación o pierda alumnos. Ninguno de ellos es capaz de ponerse en la piel de la víctima que no demanda que le presten más atención, simplemente quería: cariño, comprensión, sentirse escuachada.

Se trata de una serie que a la vez nos debe servir para reflexionar: ¿qué podemos hacer para evitar estas situaciones? Como el propio Clay o Tony indican a lo largo de la serie: cuidarnos los unos a los otros, se rmás amables. Pero sobre todo el mensaje más claro: es el de no tratar a la gente como si fueran un trofeo o como simple carne. Hay varios episodios donde se denuncian actitudes machistas muy habituales en nuestros días como ocurre con la lista de chicas con el mejor trasero o como que un chico te toque el culo o presuma de haberse acostado con una chica. Ninguna mujer es un objeto que alguien peuda poseer a su antojo, son personas con sentimientos, que sufren, padecen y a las que hay que respetar.

Se trata en defintiva de una serie dura y real como la vida misma. Y que refleja muchos de los temores a los que nos enfrentamos todos cada día: un accidente de tráfico, los problemas del alcohol entre los jóvenes, los problemas de las familias desestructuradfas cmo la que tiene Justin. Todos en algún momento podemos sentirnos reflajados con alguna de las situaciones que vemos en la serie.