‘Un país para comérselo’ inicia su cuarta temporada con un recorrido por las tierras del Ebro


La actriz Ana Duato empieza el lunes la cuarta temporada de ‘Un país para comérselo’ en el delta del Ebro, Tarragona. Una tierra moldeada durante miles de años por la perseverancia del río, que tras un viaje de cientos de kilómetros llega aquí a fundirse con el mar. Los humedales del delta albergan una gran diversidad biológica y el cultivo del arroz domina la cultura local y el paisaje. Un recorrido por Sant Carles de la Ràpita, L´Ametlla de Mar, Ascó y Tortosa, saboreando lo mejor de la zona: arroz, mejillones, atún o aceite de oliva.

 

Al comienzo del viaje, Ana Duato aprenderá las artes tradicionales de la pesca que todavía practican los pescadores en Sant Carles de la Ràpita. Allí también se cultivan mejillones, que se cuelgan en plataformas de madera y que se alimentan del rico fitoplancton de las aguas de la zona. En el interior, Ana aprenderá magia gastronómica en el restaurante de Jeroni Castell, con el aceite de oliva como base de una sorprendente receta.

En L’Ametlla de Mar, una familia con más de cinco generaciones de tradición pesquera cuenta cómo se crían allí, en alta mar, atunes que luego viajan a los más exóticos rincones del planeta llevando el mejor sabor del Mediterráneo.

Los vientos que soplan en esta zona hacen de ella un destino muy atractivo para los amantes de los deportes de viento, pero en la tierra, el arroz es el producto que marca la personalidad del delta. Cerca de Ascó y de la medieval Tortosa, Ana investiga en una masía familiar los orígenes del almuerzo tradicional-la clotxa- en el que el pan, el tomate y las sardinas son protagonistas.

Durante su viaje, Ana también entablará amistad con Josep Bertomeu, Polet, una de las personas que mejor conocen la cultura tradicional y con quien se interna en los campos de arroz para aprender más sobre su cultivo en un lugar, donde la naturaleza y el hombre caminan de la mano.

Cuarta temporada

En la nueva temporada del programa, Ana Duato acompañará a los espectadores por nuevos territorios en un viaje cargado de sabores, productos y encuentros, que sigue fiel al objetivo de buscar la esencia de todo lo que nos une como ciudadanos  y viajeros.

Los nuevos capítulos incluirán rutas, por Tarragona, Barcelona, Albacete, Huesca, Castellón, Madrid, Álava, Guadalajara, Soria, La Rioja, Andorra y La Palma. En ellos estará muy presente el mar, así como el cielo, al que mirará el programa desde los centros científicos de Guadalajara y La Palma, en busca de nuevos horizontes.

También habrá guiños al cine en algunos de los programas, como los dedicados a Barcelona y a Albacete, que hará un homenaje a la película ‘Amanece que no es poco’, acompañado de José Luis Cuerda. La comida de campo tendrá un sitio destacado, con platos preparados sobre brasas al aire libre o una rica tortilla de patatas. Y una visita Andorra para descubrir sus vinos, sus paisajes, su cocina y sus embutidos.

‘Un país para comérselo’ es una serie documental, producida por TVE en colaboración con Grupo Ganga, en la que la gastronomía y el paisaje de España se unen en un emocionante viaje. Entre otros, recibió hace unos meses en Hamburgo la Medalla de Oro como mejor programa de Turismo en el Tourism Festival, y el premio especial Magic Eye a la mejor Dirección de Fotografía, por el trabajo en el episodio dedicado a Menorca, ‘Un huerto en el mar’.

Ha recibido además el Premio Nacional de Periodismo Gastronómico Álvaro Cunqueiro, el de la Real Academia de Gastronomía y el de Alimentos de España, entre otros.