Conquistar con sus cupcakes a un jurado experto y hacerse con un premio de 10.000 dólares.