Una invitación a levantarse a través de una coreografía.