Rocío León: “En ‘AfterParty’ encontraremos acción, diversión y sorpresas…” (Exclusiva)


Mi Zona TV tiene el placer de entrevistar en exclusiva a Rocío León, una de las actrices protagonistas de la película ‘Afterparty’, que se estrena en cines el 13 de Septiembre.

Rocío León estudia interpretación en la RESAD (Real Escuela Superior de Arte Dramático). Debuta en televisión a los 18 años y desde entonces ha participado en series como “Ana y los 7”, “Hospital Central”, “El Secreto de Puente Viejo”. En teatro destaca su trabajo en el CDN con “Drácula”. En 2011 debuta en el cine con la película “Diamond Flash”. ‘Manic Pixie Dream Girl’, ‘RealMovie’ de Pablo Maqueda y ‘Afterparty’ han sido sus últimos trabajos hasta ahora. Rocío es a su vez cantante.

¿Qué vamos a encontrar en ‘Afterparty’?
Acción, diversión y sorpresas. Gritos también.

¿Cómo es Lucía, tu personaje en ‘Afterparty’?
Lucía es lista pero muy tímida, se deja llevar por sus amigas que tienen personalidades mucho más fuertes.

Encuentras algún parecido entre Lucía y Rocío?
Cero parecidos, aunque supongo que al interpretarla yo inevitablemente tendrá algo mío, algún gesto. Fue muy divertido volver al modus operandi mental de la adolescencia. Recordar como a los 12 años lloraba si escuchaba a los Backstreet Boys en directo en la radio. (Esto pasó, también intenté ir a un concierto que hacían, nos llevaba mi padre cuando dijeron en la radio que se cancelaba porque hubo aplastamientos. También lloré).

¿Cómo llegaste a conseguir el papel?
Miguel, el director, me vio en Diamond Flash y decidió hacerme una prueba para el papel. Semanas después recibí la llamada de que me querían para la película.

¿Cómo fueron los ensayos de la película?
Fueron muy divertidos y fundamentales para la química entre compañeros.

¿Cómo fue la relación con tus compañeros de rodaje?
Son todos majísimos y la verdad es que hicimos piña desde el principio. Lucía y sus amigas se conocen de toda la vida, así que nos juntábamos y bailábamos a las Spice girls. Que otra cosa puedes hacer. Bailar a las Spice Girls es establecer vínculo muy rápido. Ganar años de batallitas en cuestión de minutos.

¿Cuántos días tardasteis en rodar la película?
Si no recuerdo mal fueron 5 semanas. 5 semanas de diversión.

¿Tienes alguna anécdota de rodaje? (que se pueda contar sin desvelar nada de la película).
Hay una. La que se convirtió en anécdota oficial del rodaje. Cuando una compañera se tiró a la piscina en el ensayo pensando que se rodaba, pero no. Hubo que esperar a que se secara ropa, pelos, etc. Creo que directamente nos fuimos a comer. Fueron muchas risas. Ella lo pasó mal, sin embargo.

Una nueva película de terror, ¿es el género que más te llama la atención?
No. De hecho desde pequeña nunca he podido ver películas de terror. Supongo que me pierdo algo grande, pero sinceramente, prefiero poder dormir por la noche. Recuerdo cuando vi El Exorcista, fue mi primera noche en blanco. Lo pasé muy mal. No he querido volver a arriesgarme.

¿Habías trabajado alguna vez con este tipo de género?
Primera vez.

¿Prefieres trabajar en cine o televisión?
La verdad que ascos a nada. Lo que importa es trabajar, tanto cine como televisión parécenme gloria pura.

¿Qué dirías a nuestros seguidores para que vayan a ver la película a los cines?
Nosotros lo pasamos en grande haciéndola, espero que eso se note y la disfruten.

Martín (Luis Fernández) es el protagonista de “Campamento sangriento”, una exitosa serie de TV y uno de los grandes ídolos adolescentes del momento. Una mañana despierta encerrado en una casa enorme tras una fiesta salvaje junto a tres chicas a las que conoció la noche anterior. A través de un móvil desde el que no pueden llamar, comienzan a recibir vídeos que muestran las muertes de más jóvenes encerrados en la casa, ejecutadas por un misterioso personaje vestido como el asesino que aparece en la serie que protagoniza Martín.

Reparto: Luis Fernández, Úrsula Corberó, Alicia Sanz, Ana Caldas, Andrea Dueso, Rocío León, Juan Blanco y David Seijo.

Comenta y reacciona más abajo, ¡queremos saber qué te ha parecido!