Jesús Calleja inicia el viaje al centro de la Tierra en “Desafío Extremo”


Subió al Everest. Alcanzó el Polo Norte y también el Polo Sur. Sólo le quedaba un eje de la Tierra por conquistar. Jesús Calleja está listo lograrlo de la mano de Cuatro y de “Desafío Extremo”. El 28 de agosto, Jesús Calleja pone rumbo al ‘centro’ de la Tierra con el objetivo de liderar una expedición televisiva hasta un lugar donde ninguna otra cámara ha llegado jamás: el interior de la cueva más profunda del planeta.

El explorador y aventurero de Cuatro tratará de descender dos kilómetros bajo tierra, hasta los -2.080 metros, en la cueva más profunda del mundo, la sima Krúbera-Voronya. Para lograrlo, Jesús y el resto del equipo deberá pasar ocho días sin ver la luz del sol, recorriendo cuatro kilómetros de galerías, pozos y gateras, bajo el agua helada de cascadas subterráneas y rodeados de organismos que son estudiados por la NASA como ejemplo de la vida que puede existir en Marte. Una aventura al límite de la resistencia física y mental.

Nunca antes un equipo de televisión ha conseguido filmar tan profundo. Nunca antes los espectadores han accedido a ver cómo es el interior de nuestro planeta. Nunca antes una cámara ha llegado tan lejos. “Desafío Extremo” y Cuatro lanzan su reto más ambicioso, más complicado y con más riesgos de toda su historia.

“Reconozco sin tapujos que esta aventura es la que más respeto me produce. Creo que podría definirlo como miedo. Lo que estamos dispuestos a hacer es con diferencia lo más peligroso que he hecho en mi vida, y no es una forma de hablar ni de exagerar la expedición. El más mínimo error es fatal y no cabe la opción de un rescate. Llevaremos un equipo muy sofisticado para mantenernos en contacto con la base de la expedición, pero los imprevistos y el riesgo se multiplican con cada metro que descendemos. Nunca un equipo de televisión ha llegado tan lejos. Por algo será”.

Éstas son las palabras de Jesús Calleja antes embarcarse en un desafío que le conducirá hasta el ecosistema más profundo del planeta, donde la temperatura ambiente marca tres grados y el agua se mantiene solo cinco décimas por encima del punto de congelación. Durante ocho días, el equipo de “Desafío Extremo”, compuesto por 25 espeleólogos, descenderá 2.080 metros, la máxima cota de profundidad donde un equipo de televisión jamás ha llegado. Serán 4 kilómetros de requerirán más de 3.000 metros de cuerda, 600 seguros y un equipo de materiales de casi seis toneladas de peso.

La sima Krúbera-Voronya se localiza a 2.240 metros sobre el nivel del mar, en el macizo karstiko de Arabika junto al mar Negro, en la República de Abjasia. Conocida desde la década de 1960, solo se había alcanzado una profundidad de -340 metros hasta agosto de 1992, fecha en la que comenzó la guerra civil abjasia, y se pospusieron las exploraciones. Una vez estabilizada la región, se retomaron los trabajos de exploración de la sima, ampliando el récord del mundo de descenso hasta en ocho ocasiones, alcanzo la última cota máxima de -2.197 metros el pasado agosto de 2012.

“Nuestra expedición viaja dispuesta a batir otro récord mundial: las cámaras nunca han sobrepasado los 400 metros de profundidad en la sima, y ‘Desafío Extremo’ piensa llevar a los espectadores de Cuatro hasta lo más profundo de la Tierra. Nunca antes un programa de televisión llegó tan lejos”.