‘Hermano Mayor’ se enfrenta este viernes a Joan, un joven con obesidad mórbida


La vida de Joan corre peligro. Con más de 170 kilos de peso, se niega a aceptar que es obeso mórbido, come lo que le da la gana, no sigue ninguna de las dietas que el endocrino le ha puesto y rechaza cualquier actividad deportiva que no sea jugar con la videoconsola. Este es el caso límite al que se enfrenta ‘Hermano Mayor’. Una situación delicada, con la salud de un joven en peligro, a la que tendrá que intentar poner remedio Pedro García Aguado este viernes, a partir de las 21:30h, en Cuatro.

El sobrepeso tiene acomplejado a Joan. Tanto es así que su carácter ha ido mutando con el paso de los días, generándole un rechazo total al contacto exterior y volcando su vida en Internet. Todo su malestar lo paga con su madre, Pilar, a la que tiene martirizada. Se divierte burlándose de ella y humillándola. La obliga a estar 24 horas a su servicio y apenas le permite ni salir a la calle ni relacionarse con nadie. Su actitud infantil e inmadura le ha llevado a tener celos de su hermana pequeña, de seis años.

Pedro García Aguado tendrá que centralizar todos los esfuerzos de su terapia en cambiar la actitud de Joan y hacerle responsable de su propia enfermedad, en lugar de culpar a su familia. Como descubrirá a los pocos días de convivir con el joven y su madre, Joan cambió tras el fallecimiento de su padre y culpa a su madre de su muerte, porque según el joven, ella le estresaba y por eso tuvo cáncer de estómago. Un comportamiento irresponsable además de equivocado que ‘Hermano Mayor’ tratará de corregir.