Esta noche el último capítulo de la primera temporada de Frágiles en Telecinco


Esta noche en Telecinco se emite, a partir de las 00.30, el episodio ‘Enfermos del corazón‘ que dio cierre a la primera temporada de Frágiles. En él, Ángel, un hombre desesperado al comprobar que un cáncer de médula está acabando con su vida, visitará la consulta de Pablo de la mano de Luis, su pareja.

Pilar está enamorada de Pablo y por eso quiere llevarse a Ana. Por primera vez, Pilar es sincera con su cuñado y le confiesa la verdad. “Tengo que sacarte de este pozo de mierda en el que te has metido. ¿No te das cuenta? Estás al lado de ella y le estás siendo leal pero nada más. La lealtad no es amor. Hace mucho tiempo que dejaste de querer a Ana. Mira Pablo, Ana no quería tener un hijo contigo porque sabía que no estabas enamorado de ella“.

Pablo se ha dado cuenta de que no quiere a Ana y accede a que Pilar se la lleve a una clínica especializada. Antes de despedirse, Pablo necesita sincerarse con su mujer. “Fui un cobarde incapaz de reconocer que ya no estaba enamorado de ti. No tuve valor para decírtelo. Sabes que nunca he sido capaz de hacer daño a nadie y sabía que diciéndotelo te lo iba a hacer pero es verdad. Ya no estoy enamorado de ti. Tenía que decírtelo a ti para poder decírmelo a mí. Quería darte las gracias

Ángel está muy enfermo. Tiene leucemia y la quimioterapia le ha dejado muy tocado. Necesita un transplante urgente para poder seguir con el tratamiento pero no le queda ningún familiar que sea compatible. Ante este futuro incierto, Ángel ha dejado de luchar.

Tras los resultados negativos de sus análisis, Luis le pide a Ángel que busque a su familia. Su hijo puede ser su salvación pero Ángel no está dispuesto a mendigar ayuda a la familia que abandonó hace años. Cansado de que Luis busque a su familia, Ángel decide romper con él.

Después de su ruptura, Ángel recapacita y decide pedir perdón a Luis. La pareja se reconcilia pero con la promesa de que Ángel intentará encontrar a su familia para conseguir el transplante.

Después de ser despedida por el incidente con las estanterías, Lola se encuentra con Nacho. Por fin es capaz de expresarle sus sentimientos. “Me gustas“, le dice mientras acepta dar un paseo con él.

La vida de Lola ha cambiado mucho. Tras muchas sesiones con Pablo, la joven se ha ido abriendo y por primera vez es capaz de reconocer que quiere a Nacho y que no le gusta que su madre decida por ella. Dispuesta a tomar las riendas de su vida, Lola está dispuesta a hablar con su madre.

Soy asperger pero puedo tener una vida normal y aprender a que me toquen“. Lola quiere llevar una vida normal y por primera vez se atreve a mantener un contacto físico más allá de las yemas de los dedos. Dispuesta a ser una joven normal, se decide y besa a Nacho.

Pese a sus últimos enfrentamientos, Teresa vuelve a casa de Pablo para darle algo que le pertenece: sus primeros pasos sin muletas. Emocionada, Teresa agradece al fisioterapeuta todo su apoyo y le comunica su decisión de dar una segunda oportunidad a su marido.

Después de muchas dudas, Ángel decide buscar a su hijo. Apoyado por Luis, el paciente de Pablo llega hasta la casa de la familia que abandonó hace más de veinte años. Lola es la hija de Ángel.

Después de 16 meses de lealtad hacia su mujer, Pablo se da cuenta de que se ha enamorado de otra mujer. Teresa ocupa ahora su corazón y por eso no puede permitir que se vaya con José a Londres. Dispuesto a iniciar una nueva vida, Pablo va a casa de Teresa y la convence para que le confiese a José que no le quiere. Pablo lo consigue y por primera vez reconoce sus sentimientos ante Teresa.