‘Comando Actualidad’ recorre este miércoles distintas ciudades que poseen reclamos turísticos

España es el segundo país del mundo con más títulos de Patrimonio de la Humanidad, un sello que otorga la UNESCO y que convierte en todo un reclamo turístico. Ciudades, oficios o tradiciones, a todos les ha supuesto grandes beneficios esta distinción. En ‘Patrimonio de la Humanidad’ este miércoles, 30 de octubre a las 23:30h, con reportajes de Juan Carlos Cuevas, Mario Montero y Eneko Carazo en ‘Comando Actualidad’.

Córdoba es ya un lugar único en España. Por sus patios, su casco antiguo y su Mezquita es la única ciudad galardonada en tres ocasiones. Por eso cada mañana los servicios municipales se afanan en engalanar sus calles para recibir a los turistas que recorrerán cada uno de sus rincones.

El puente-trasbordador que une Getxo y Portugalete fue, hace 120 años, el primer puente del mundo que permitió, simultáneamente, el paso de navíos por el río y el transporte de pasajeros y vehículos de una orilla a otra. Es una de las realizaciones más notables de arquitectura metálica. Y por eso fue catalogado como Bien Cultural en el año 2006. Hoy forma parte de la ruta turística por Bilbao.

La cal de Morón de la Frontera (Sevilla) es reconocida en el mundo entero como “Oro blanco”, ya sea para encalar la Alhambra, el palacio de Sancti Petri o una vivienda particular. Isidoro cuando entrega un pedido lo acompaña con una placa que dice ‘Encalado con Cal de Morón, Patrimonio de la Humanidad’.

“Fuerza, valor, equilibrio y juicio” es el lema tradicional de los castells. Hoy la pequeña Anna va a coronar una torre humana de siete alturas. Elena, su madre, contempla nerviosa cómo su pequeña de 5 años continúa una tradición, reconocida como Patrimonio inmaterial de la Humanidad, de hace doscientos años.

El lugar de trabajo de José y Juan Carlos también ha sido galardonado por la UNESCO, alimentan a buitres y quebrantahuesos en el Parque Nacional de Ordesa. Benicio no cambia las vistas que tiene desde el refugio de Goritz donde trabaja por ninguna otra cocina del mundo.

La trashumancia opta a este galardón con un arte, el pastoreo, de hace 8 siglos. Acompañamos a José y su rebaño durante cien kilómetros por cañadas y caminos. Un oficio que lejos de desaparecer podría ser el futuro de muchos jóvenes que hoy no tienen empleo.